• Sochi 2014, Rio 2016, Barcelona 2022. Ciudades y Ciudadanía

    Date: 2011.03.13 | Lourdes Turconi | Category: Brands, Economy, Environment, General, Health, Olympics, Social Media, Society, Technology

    Sochi 2014, Rio 2016, Barcelona 2022. Los grandes acontecimientos deportivos internacionales son capaces de catalizar una serie de efectos positivos en las ciudades que los albergan. Está comprobado que contribuyen a una mejora de infraestructura a todos los niveles, desde las instalaciones propiamente deportivas hasta la red de carreteras y aeropuertos, los espacios verdes y las áreas residenciales. También suponen la activación de diversos sectores económicos y tecnológicos vinculados al evento, así como la oportunidad de posicionar a la ciudad en el tablero mundial.

    Pero además de estos factores de desarrollo, los grandes acontecimientos deportivos conllevan el potencial de contribuir a la construcción de la propia ciudadanía, legitimados en la universalidad de los principios del deporte mismo: igualdad, libertad, solidaridad y vida sana.

    ¿Cómo promover en sociedades individualistas, consumistas y atomizadas, sentimientos de pertenencia y vínculos cívicos que permitan superar la fragmentación? Este sea quizás el aspecto más innovador y difícil de gestionar a través de un evento organizado por una ciudad.

    Aquí van algunos tips:

    Trabajo en red: En el seno del comité organizador deben confluir el tejido deportivo-social, el mundo empresarial y las instituciones públicas. La colaboración de todos los stakeholders es crucial para asegurar el éxito del evento y su legado.

    Inclusión social: Fomentar la identificación de la ciudadanía con el evento acercándolo a la realidad social y cultural de la ciudad sede, prestando especial atención a los colectivos más sensibles, como la juventud, los discapacitados y los inmigrantes.

    Voluntariado: Implicar activamente a la ciudadanía en la consecución del éxito del evento, ofreciendo canales de participación atractivos e innovadores en torno a un proyecto común y cohesionador. Aprovechar el poder de las redes sociales.

    Sostenibilidad: La protección y el cuidado del entorno natural es responsabilidad de todos. El evento es una oportunidad para establecer nuevos estándares medioambientales.

    Práctica deportiva: El evento es una oportunidad para promocionar, con efectos largamente duraderos sobre la calidad de vida, la práctica deportiva regular.

    Resultados deportivos: Alimentar el sentimiento de orgullo y pertenencia con resultados positivos en la competición, porque en caso contrario, el recuerdo del evento para los ciudadanos nunca es del todo bueno.

    PS: En la foto, Enric Truñó (Comisionado de la candidatura Barcelona-Pirineos 2022, España). También presentaron sus respectivos proyectos Dmitry Chernyshenko (Presidente del Comité Organizador Sochi 2014, Rusia) y Carlos Nuzman (Presidente del Comité Organizador Rio 2016, Brasil)